¿Cómo hacer una película made in Hollywood?

04/03/2011

¿Cómo conseguir y gestionar un fondo de 36 millones de dólares para la producción de una película sin perder el control de producto, esto es, el derecho al final cut? Ignacio Núñez (PDG-B-04) e Ignacio Gómez Sancha, productores de la película There be Dragons (Encontrarás dragones), que se estrena el 25 de marzo en España, aseguran que han tenido que solventar varios obstáculos para conseguirlo.

Algunos de ellos, la quiebra de Lehman Brothers en las mismas fechas en que habían acordado veinticinco entrevistas en Estados Unidos para conseguir financiación, o el tener que ganarse la confianza de más de cien inversores, uno a uno. Para conseguir este control, negaron el derecho al final cut a Antena 3, a pesar de perder el porcentaje de su financiación. A ello hay que añadir que se buscaron distribuidoras independientes en vez de acudir a una major.

Aunque Núñez y Gómez Sancha provienen del sector financiero y jurídico, desde 2008 han estado involucrados en la financiación y la producción de la última película del director Roland Joffé. En una sesión extraordinaria del Programa de Continuidad, celebrada ayer en el campus en Barcelona, anteayer en el de Madrid, y el 15 de febrero en Valencia, los productores de There be dragons hicieron un repaso a dos manos del proceso de la película, desde el nacimiento de la idea hasta su promoción.

Para ambos era necesario crear un ámbito de libertad artística en el que el director pueda trabajar, pero sin renunciar a rodar según un presupuesto y a recuperar la inversión. En este sentido, uno de los acuerdos a los que llegaron con Joffé fue que antes del estreno la película se iba a mostrar a distintos focus groups, y si el 80% de los participantes reaccionaba negativamente ante algún aspecto, el director debería cambiarlo.

Por otro lado, la película utiliza técnicas aprendidas en Estados Unidos pero que nadie había utilizado en España, como la campaña grassroots que incluye la compra anticipada de salas, o los pases privados a líderes sociales.