Cambio de vértigo en la banca

IX Encuentro del sector bancario del IESE

13/12/2013

Banking

"El cambio del sistema bancario provoca una sensación de vértigo". Con estas palabras del profesor del IESE Juan José Toribio dio comienzo el IX Encuentro del sector bancario, organizado por el IESE y EY. El profesor Toribio recordó así que en los últimos años el sistema financiero se ha recapitalizado con 80.000 millones de euros, han reducido 8.000 oficinas y 42.000 empleos. "La Banca ha demostrado a lo largo de la historia su capacidad para superar las adversidades".

Por su parte, el profesor González-Páramo señaló que el sistema financiero español está preparado para dar crédito, pero que aún quedan pendientes algunas tareas de restructuración. Asimismo, dijo que la fragmentación financiera actual es incompatible con el euro y la solución pasa por una unión bancaria.

Gonzalo Gortázar, director general de Finanzas de CaixaBank, aseguró que en este nuevo entorno "el modelo de banca de particulares, con vocación universal, ha salido reforzado" y, en este sentido, destacó cómo CaixaBank ha consolidado su posicionamiento en el mercado, "con cerca de 14 millones de clientes, una cuota de penetración de particulares del 27,4% y el liderazgo en la mayoría de segmentos y productos".

En su intervención, José Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia, hizo un repaso de los logros conseguidos en el primer año del plan estratégico trienal puesto en marcha por Bankia. Destacó que en nueve meses, y con dos años de antelación respecto a lo acordado con la Comisión Europea, ha finalizado el plan de cierres de oficinas, que ha reducido la red de 3.000 a algo menos de 2.000 sucursales. "Creo que este hito es extraordinario y no tiene parangón en el sistema financiero europeo, ni por la magnitud del mismo ni por la celeridad con la que ha sido implementado", aseguró, y valoró que según se han ido concluyendo los planes en cada territorial se ha visto "una recuperación de actividad muy sobresaliente".

Francisco Gómez, consejero delegado del Banco Popular, afirmó: "en los próximos trimestres las autoridades en la zona euro van a adoptar medidas transitorias para avanzar hacia la Unión Bancaria que tendrán una trascendencia crucial para el sector financiero. Ante ellas, Banco Popular cuenta con una sólida posición de capital, una alta rentabilidad recurrente y una actividad comercial muy activa, que permiten anticipar que, en la medida en la que la economía continúe mejorando, en el año 2014 continuemos aumentando el crédito".

En torno a las reformas estructurales y la internacionalización de la banca, Juan Rodríguez Inciarte, consejero ejecutivo del Banco Santander, señaló que es necesario que el marco regulatorio garantice el "level playing field" entre las entidades financieras y que las empresas de cualquier país de la zona euro puedan acceder en las mismas condiciones a las fuentes de financiación. El país de residencia no tiene que ser una ventaja o desventaja.

El consejero delegado de BBVA, Ángel Cano, explicó que para ofrecer el mejor servicio a los clientes, hay que evolucionar hacia un modelo mucho más digital. "Las entidades deben replantearse los roles de todos los canales, para adaptar la oferta y aportar así el mayor valor a los clientes".

Clausuró el encuentro Luis María Linde, gobernador del Banco de España.

El evento, coorganizado por el Center for International Finance del IESE y EY el 12 de diciembre en el campus del IESE en Madrid, contó con la presencia de José Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia, Juan Rodríguez Inciarte, consejero ejecutivo del Banco Santander, Ángel Cano, consejero delegado de BBVA, Gonzalo Gortázar, director general de Finanzas de CaixaBank, Francisco Gómez, consejero delegado del Banco Popular, Jaime Caruana, director del BPI Banco de Pagos Internacionales, Josep Oliu, presidente del Banco Sabadell, José Miguel Andrés, presidente de EY, Luis María Linde, gobernador del Banco de España, Miguel Martín, presidente de la AEB, Juan José Toribio, presidente del CIF, y José Manuel Campa, José Luis Suárez y José Manuel González-Páramo, profesores del IESE.