¿Los alimentos son los nuevos libros?

El 22 Encuentro de Alimentación y Bebidas analiza el futuro del sector

30/05/2018 Barcelona

22 Food & Beverage Industry Meeting | IESE Business School

Viresh Prashar, cofundador y CEO de la empresa india Fruitfal, participa en un panel sobre la innovación | Foto: Jordi Estruch

Si el comercio electrónico despegó con los libros y la electrónica, en el futuro su crecimiento podría estar en la alimentación y bebidas. Eso sí, siempre que las empresas puedan convencer a los clientes de que sus verduras, pescado y fruta serán frescos y sin magulladuras.

Las compras de alimentos son mucho más frecuentes y menos cíclicas que las de cualquier otro producto. La rapidez de la entrega que permite Internet es especialmente relevante para el sector, ya que los consumidores quieren tener su compra en casa en unas horas y están dispuestos a pagar por ello. Los pedidos con el móvil abren nuevos mercados, sobre todo en los países en desarrollo. Además de que, para las empresas, las compras online son una fuente de información valiosa y precisa sobre qué se come y se bebe en hogares de todo el mundo.

El 22 Encuentro de Alimentación y Bebidas, celebrado recientemente en el campus del IESE en Barcelona, examinó el futuro a medio y largo plazo del sector, desde el reto de alimentar a la creciente población mundial y las posibles amenazas geopolíticas hasta los cambios en las preferencias del consumidor y la cobertura de las necesidades nutricionales. El encuentro, organizado por el IESE y Deloitte, tuvo como director académico al profesor Adrián Caldart.

Como subrayó Shay Eliaz, director de Monitor Deloitte, el de la Alimentación y Bebidas es un sector especialmente afectado por las tendencias megaglobales, como el cambio climático, las nuevas tecnologías, el agotamiento de los recursos, el aumento de la población, la migración y el populismo, por nombrar unos pocos.

Pero allí donde hay problemas que resolver, hay también oportunidades de negocio. "Somos emprendedores, así que no vemos problemas, sino oportunidades", aseguró Viresh Prashar, cofundador y CEO de la empresa india Fruitfal, una app que permite comprar fruta y verduras frescas.


Futuro online

Una de esas oportunidades sería la compra de alimentos en Internet, cuyo potencial quedó confirmado el año pasado con la adquisición de Whole Foods Market, la cadena estadounidense de supermercados de productos ecológicos y naturales, por parte de Amazon, una operación valorada en 13.700 millones de dólares.

Se calcula que menos del 25% de las compras de alimentos en todo el mundo se hacen en Internet, en comparación con más del 50% en el caso de libros, música, películas y videojuegos.

Cuando fija la mirada en India, Prashar ve el mayor país vegetariano del mundo, con una población de 1.300 millones de personas, un 65% de las cuales tiene menos de 35 años de edad. Ve 300 millones de smartphones, mercados de fruta y verduras caóticos y unos 12 millones de tiendas pequeñas y de tamaño medio conocidas como kiranas, donde compran muchos de sus habitantes. En palabras de Prashar: "Vemos montones de oportunidades".

Con la app Fruitfal, los clientes hacen sus pedidos y la red de kiranas de la plataforma los prepara y entrega. Es decir, pueden comprar en las tiendas locales que conocen y les inspiran confianza. Por su parte, Fruitfal puede operar sin necesidad de caros almacenes ni de una infraestructura compleja.

La app, lanzada a principios de 2017, ha realizado 25.000 entregas hasta la fecha. Muchos clientes hacen pedidos cada dos o tres días para contar con fruta y verduras lo más frescas posible.

A medida que crezcan las compras de alimentos online, la clave del éxito será dar con nuevas formas de garantizar la frescura de los productos.

"Esa es siempre la cuestión más importante", corroboró Alberto Benbunan, fundador de Mobile Dreams Factory y DelSúper. Entre las soluciones a las que ha llegado DelSúper se encuentra el envío de fotos de alimentos frescos a través de WhatsApp, para que los clientes tengan la certeza de que están comprando el mejor producto.